Salud

¿Qué causa el dolor en los intestinos durante los días críticos?

Los médicos no secretan razones específicas por las cuales el trastorno intestinal es posible en ciertos días en las mujeres. Todo depende de las características individuales del organismo.

Sin embargo, hay un grupo de causas comunes que afectan el cuerpo femenino precisamente en estos días:

  • cambios en los niveles hormonales debido al aumento de las concentraciones de progesterona y prostaglandinas, que provocan una contracción activa de las paredes intestinales y aceleran la salida de las masas fecales,
  • aumento del apetito, la aparición de antojos de dulces aumentados debido a lo que es la hinchazón, la formación de gases, la fermentación en el intestino,
  • consumir una gran cantidad de líquido que diluye el contenido del órgano y causa diarrea,
  • La presión adicional sobre el intestino ha aumentado el útero, lo que se asocia con un aumento de la circulación sanguínea en los órganos pélvicos.
  • El estrés y la inestabilidad emocional de una mujer en los días críticos provoca una reacción intestinal negativa en forma de violación de la silla.
  • El efecto secundario de tomar píldoras anticonceptivas es a menudo diarrea.
  • Trastorno alimentario: la reacción del cuerpo femenino a una alimentación excesiva durante la menstruación, o un cambio en las preferencias de sabor y la introducción de alimentos inusuales en la dieta.

A veces, la diarrea, las náuseas y los vómitos se presentan simultáneamente con la menstruación tardía. Esto puede indicar que se produjo la ovulación y se produjo un embarazo. Para verificar esto, basta con hacer una prueba y visitar a un ginecólogo.

En tales situaciones, la diarrea durante la menstruación es normal, sin la intervención de una mujer. Pero, uno debe tener cuidado si la diarrea se acompaña de dolor y otros síntomas desagradables y, a menudo, peligrosos.

Diarrea en el primer día del ciclo: norma o patología

Si el inicio del ciclo menstrual se acompaña de diarrea, esto no siempre indica la presencia de la enfermedad. Para verificar de forma independiente la ausencia de patología, debe prestar atención a la condición de la silla.

Si las deposiciones líquidas no ocurren más de 2 veces al día, no tienen un color anormal y no hay impurezas, no hay motivo de preocupación. Después de unos días, los niveles hormonales volverán a la normalidad y la diarrea desaparecerá.

La menstruación no siempre se acompaña de diarrea y náuseas debido a cambios hormonales. Esto puede ocurrir debido a la presencia de problemas ginecológicos, patologías del tracto urinario, enfermedades infecciosas del sistema digestivo.

Una razón para consultar a un especialista es si la diarrea de una mujer no se detiene durante dos o más días, aunque las heces tienen el color correspondiente y no hay parches extraños.

La diarrea como síntoma de enfermedades patológicas.

La diarrea puede provocar cistitis, colitis, trastornos intestinales, no asociados con cambios hormonales en días críticos.

Durante el período de la menstruación, es posible la exacerbación de la cistitis, la vejiga se irrita, actúa de manera más activa en el útero y hace que se contraiga de manera más intensa. Ella, a su vez, ejerce presión sobre los intestinos, estimulando su motilidad. La actividad del cuerpo aumenta, lo que provoca diarrea.

Las infecciones intestinales, que se manifiestan por diarrea severa durante la menstruación, pueden indicar la presencia de patologías.

El estado de alerta debe causar un taburete diferente de lo habitual: un cambio de color (amarillo, negro, verde), la presencia de inclusiones con sangre.

Además, a excepción de la diarrea, la fiebre es posible, la mujer siente un fuerte dolor en el abdomen, náusea, acompañada de vómitos.

Las enfermedades de los órganos femeninos pueden causar malestar intestinal durante la menstruación: endometriosis, doblado del útero.

Con la endometriosis, hay heces líquidas con sangre intercalada durante la menstruación. Además, la mujer experimenta dolorosos calambres en la parte inferior del abdomen.

Cuando el útero se dobla, su posición normal cambia. Aumentando durante la menstruación, presiona los intestinos, irritándolo..

La algomenorrea es una enfermedad ginecológica, acompañada de vómitos, dolor abdominal, diarrea.

Otros cambios patológicos en el cuerpo también pueden causar diarrea. Por lo tanto, si sospecha un estado anormal, un cambio repentino en las heces, debe comunicarse con los especialistas para un examen más detenido.

Razón para consultar a un médico

Si la diarrea no desaparece durante dos días, se acompaña de dolor intenso, náuseas y vómitos, las heces tienen un color que va del blanco al negro, debe consultar a un médico.

Por ejemplo, el color de las heces puede indicar las siguientes enfermedades:

  • Verdoso: intoxicación del cuerpo, inflamación intestinal, presencia de tumores,
  • Extrañamente amarillo o blanquecino: problemas con el páncreas, sus conductos,
  • Rojo o negro: la presencia de sangrado en la parte inferior o superior del tracto gastrointestinal, respectivamente.

Si en el primer día de la menstruación, se observan náuseas, vómitos, fiebre, dolor abdominal intenso y debilidad simultáneamente con la diarrea, entonces se debe consultar al médico de inmediato.

La razón para consultar a un médico es la diarrea prolongada, que dura varios días. Tal estado, independientemente de la causa que provoque, puede dañar el cuerpo y causar deshidratación.

La determinación de la causa específica que afectó la aparición de diarrea es posible solo después del diagnóstico, y se prescribirá el tratamiento.

Métodos para la normalización de las heces.

Si la menstruación se acompaña de diarrea que no está asociada con la presencia de cambios patológicos en el cuerpo, la situación puede aliviarse sin la ayuda de medicamentos ni ningún tratamiento.

Para no tener que pasar varios días sin salir del baño, es útil cumplir con algunas reglas:

  • use solo alimentos recién cocidos en forma hervida, guisada, al horno, deje los alimentos fritos,
  • durante los días críticos se recomienda limitar el consumo de frutas y verduras crudas, reducir la cantidad de especias, condimentos, sal y azúcar en la dieta,
  • Prepare perolitos líquidos en agua (trigo sarraceno, harina de avena, arroz), sin agregar aceite, no sopas ricas,
  • Jugos de frutas, infusiones, agua mineral sin gas.
  • En lugar de pan, use galletas o, si lo prefiere, séquelo un poco,
  • La nutrición debe ser moderada, fraccionada, no debe permitir comer en exceso.

Al comienzo de la menstruación, es deseable rechazar la actividad física.. Otros ejercicios ligeros y un masaje delicado ayudarán a aliviar la condición.

Es importante evitar situaciones estresantes, asegurar un sueño adecuado y descansar. También debes beber muchos líquidos para prevenir la deshidratación. Si no hay contraindicaciones, no está prohibido tomar una infusión o pastillas de valeriana o el medicamento "No-shpa" para aliviar los espasmos.

Si la diarrea no se asocia con la presencia de patologías, para minimizarla o evitar el malestar intestinal, se recomienda dejar de comer alimentos con efecto laxante unos días antes del inicio de la menstruación.

No te prescribas para tomar ningún medicamento para la diarrea. Si la diarrea no desaparece por varios días o las deposiciones son anormales, debe consultar a un médico para que le recete el examen necesario y la terapia adecuada.